Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información
Ir a la Home
  Portada    Noticias    Crónicas    Reseñas    Superventas    Concursos    Ultimas Novedades    Agenda    Enlaces 171 visitantes 18/11/2017
SECCIONES
NOTICIAS
ARTÍCULOS
RESEÑAS
SUPERVENTAS
ÚLTIMAS NOVEDADES
FICHAS DE LIBROS
AGENDA
CONCURSOS
TIRAS CÓMICAS
REDTALES
NOTICIAS 28-D
ENLACES
PREMIOS RECIBIDOS
CONTACTO
StardustCF en tu PDA
Síguenos en:
¿Quieres estar al día de las novedades?. Suscríbete a Stardust





Afiliate a la AEFCFT



LA GUÍA DEL TROTAMUNDOS A LA CIENCIA FICCIÓN FRANCESA
Jean-Claude Dunyach

La cf francesa tiene un pasado glorioso (¿Se acuerdan de Julio Verne?) y, esperemos, un brillante futuro. Pero la situación actual es un poco mas complicada y difícil de interpretar. Especialmente cuando intentas evaluarla con la misma escala que la cf norteamericana o anglosajona. La definición de la palabra cf no es exactamente la misma a ambos lados del Atlántico. Se confunde a menudo con la sci-fi en Estados Unidos (Stark Trek juvenil, series de fantasía ligueras o franquicias, por nombrar unos pocos ejemplos comerciales) mientras que la mayor parte de los autores franceses proclaman que es ?literatura de la mejor?. Disney contra ?El Louvre?, si entienden lo que quiero decir. Por supuesto ambas posturas son demasiado absolutas como para ser enteramente verdad, pero tampoco son enteramente erróneas. Veamos por qué:

1) El trasfondo cultural

Lo primero que uno tiene que entender es Francia ? y la mayor parte de Europa de hecho ? tiene un trasfondo cultural distinto y que la CF no juega el mismo papel que en el mundo anglo-parlante. La televisión fancesa, por ejemplo, no esta realmente interesada en la CF. Las mini series francesas se basan a menudo en novelas de los siglos XVIII y XIX (no tan aburridas como pueden imaginar pero escasas de efectos especiales y sables de luz). Series de televisión famosas como Star Trek, Babylon 5, Millenium o Doctor Who son casi desconocidas en Francia. Expediente X tuvo un gran éxito pero estamos un año por detrás que los EEUU, lo que significa que vario detalles de ?Expediente X, la película? no fueron entendibles para nosotros,

Tampoco tenemos el equivalente a los comic books. Ni Batman, Patrulla X o Spiderman. No hay universos donde el Juez Dreed se encuentra con el Castigador para luchar contra los malos... No hay un equivalente a Sandman ? lo que es malo. Pero tenemos toneladas de Álbums de CF, como muchos artistas famosos desde Moebius a Caza, Bilal, Bourgeon o Mézières (que trabajó con Besson y fue fuente de inspiración a muchas series americanas como Babylon 5) y muchos recién llegados. Los guiones son bastante elaborados y complejos y están considerados objetos de interés cultural. Pero los álbums suelen costar mas de 10$. Los padres pueden comprarlos, pero los niños no.

Y si eres un cineasta famosos que quiere rodar una película de CF (Luc Besson, por ejemplo, o Jeunet), estas casi obligado a trabajar con Hollywood. Parece que no hay dinero disponible para proyectos de Cf en el cine francés, aunque la situación puede cambiar en un futuro cercano.

Así, lo que llamamos CF en Francia es principalmente ?CF escrita?. El salto cultural entre los libros franceses de cf y el equivalente visual que nos llega del otro lado del Atlántico es bastante grande.

2) Un breve viaje por la historia

Durante lo sesenta y comienzo de los setenta muchos importantes autores procedentes de USA y Gran Bretaña fueron publicados de forma regular in Francia. Muchas colecciones diferentes ? desde tapa dura lujosa a bolsillo - estaban dedicadas casi exclusivamente a la cf extranjera. De forma paralela una colección popular llamada Fleuve Noir Anticipation especializada en novelas cortas ? el equivalente francés al pulp- de autores locales. En ese momento el público consideraba que los autores franceses era malas copias de sus competidores angloamericanos.

Esta situación evoluciono de alguna forma a mediados de los setenta cuando unos pocos autores franceses - Michel Jeury, Philippe Curval ? fueron publicados por editoriales famosas como "Ailleurs & Demain". Estas obras no eran solo excelentes en el sentido tradicional de la cf anglosajona , sino que eran diferentes. Inspiradas por experimentos literarios como el "Nouveau roman", podrían ser consideradas el equivalente francés a la ?New Wave? británica.

Mientras tanto, una nueva generación de jóvenes enfadados usaba la ciencia ficción como un medio para cuestionar la sociedad francesa. Querían usar la cf como un medio político. Una de las editoriales creadas en ese momento recibió el nombre de "Ici & Maintenant" (Aquí y ahora), en contraposición a la bien establecida "Ailleurs & Demain". Es interesante señalar que buenos autores como Jeury o Curval publicaron en ambas editoriales.

Desafortunadamente, incluso aunque los mensajes expresados por esta ?CF política francesa? eran interesantes, demasiado libros ? o relatos ? de ese periodo fueron considerados por el público como pobremente escritos. Como reacción, surgió un breve pero intenso movimiento neoformalista llamado ?Limite? a principios de los ochenta, presentando nuevos autores como Emmanuel Jouanne, Francis Berthelot o Antoine Volodine. Consideraban a la cf como un medio para la experimentación literaria y adoptaron una actitud postmoderna hacia la escritura. Los autores publicaron algunas novelas y relatos de forma independiente, pero su primera antología conjunta también fue la última...

En ese momento ? mediados de los ochenta ? muchos autores nuevos habían aparecido y la cf francesa contaba con más de cuarenta escritores profesionales (Profesionales implica que publicaban de forma profesional pero muy pocos ganaban lo suficiente para vivir de ello. El mercado francés era demasiado pequeño y los libros franceses rara vez eran traducidos). Una revista mensual ? Fiction ? publicaba uno o dos relatos de autores franceses en cada número, con ocho o diez ?nuevos autores? cada año. Las antologías estaban abiertas a relatos franceses y una antología especial, titulada "Futurs au Présent" estaba enteramente dedicada a autores no profesionales. Futurs au Présent descubrió a Serge Brussolo y Jean-Marc Ligny ? dos de los principales autores de cf franceses ? y fue seguida por "Superfuturs", unos pocos años más tarde. Mientras tanto, Editions Fleuve Noir publicaba casi sesenta novelas francesas cada año. Los nuevos autores iban desplazando lentamente a sus mayores.

Pero, desafortunadamente, el final de los ochenta y el comienzo de los noventa estuvieron caracterizados por una gran crisis editorial.

En ese momento desapareció Fiction junto con la antología anual ?Univers". Muchos editores de CF redujeron su actividad y la mayoría dejaron de publicar autores franceses. La única excepción importante fue Fleuve Noir Anticipation ? pero solo publicaron treinta novelas francesas al año mientras realizaban intentos infructuosos de publicar novelas de Star Trek o series de fantasía. Fleuve Noir descubrió a casi todos los nuevos autores de principios de los noventa como Ayerdhal y Serge Lehman ? por no mencionar al belga Alain le Bussy, el suizo Wildy Petoud o el canadiense Jean- Louis Trudel. La única excepción la constituyó Pierre Bordage, un brillante novelista descubierto por un periódico regional y que alcanzó la fama en poco más de un año.

La situación permaneció más o menos así hasta 1995, cando se lanzaron de forma casi simultánea tres revistas de cf. La primera fue CyberDreams, que pretendía ser el equivalente francés a Interzone. Jugó un papel principal en el descubrimiento de una nueva generación de autores británicos y en publicar varios relatos franceses.

CyberDreams fue rápidamente seguida por Bifrost y Galaxies (www.galaxies-sf.com), que salieron el mismo mes y contribuyeron a abrir un espacio para los nuevos autores. Cada revista publicó unos 30 números más o menos.

Mientras tanto, dos antologías de relatos franceses fueron editadas por autores famosos fueron publicadas: "Genèses", en 1996, editada por Ayerdhal, con la principal editorial francesa J'ai lu, y "Escales sur l'horizon", editada por Serge Lehman en 1998 (fue seguida por Escales 2000 el pasado verano, que estaba a mi cargo y Escales 2001 fue editada el año pasado).

"Escales sur l'Horizon" era un gran libro con 16 relatos y novelas cortas de dieciséis autores franceses y canadienses. También contenía un importante prologo Serge Lehman, que podría ser considerado como el ?Manifiesto de la CF francesa? de finales de siglo. Estas dos antologías fueron bien recibidas por el público ? ambas ganaron premios ? y ahora la prensa se refiere a nosotros como los nuevos ?fenómenos de la Cf francesa?. ¡Prohibido reirse!

De hecho, aunque la situación continua mejorando . cada gran editorial francesa esta creando o mejorando su propia colección de Ciencia ficción/Fantasía/Terror y el público parece estar interesado en como será el futuro (Posiblemente una consecuencia del cambio de milenio), la única forma de que sobreviva la cf francesas es cruzando la fronteras y encontrando lectores en Europa. Pero incluso si muchos autores francesa conoce bien los iconos culturales y tendencias de la ciencia ficción angloamericana, nuestros libros tienen un sabor distinto. También deberían probar nuestro vino....

3) Temáticas tipicas francesas: arte, carne e ironía

Es difícil precisar la especificidad de la cf francesa ? asumiendo que es específica, lo que yo creo. El surrealismo fue posiblemente la principal influencia en los ochenta, así como el "Nouveau Roman" y otros experimentos literarios, pero esto concierne principalmente a la forma en que escribimos nuestros relatos, no a los temas. U, aquí en Europa el surrealismo es tan "air du temps" ? parte del trasfondo ? que es difícil no estar influenciado por él.

Creo que los dos temas específicos de la cf francesa desde el final de los setenta son los artistas y museos del futuro ? la última antología de jóvenes autores franceses, publicada este mes, también explora este tema ?y la relación con el cuerpo ? carne considerada como un territorio experimental.

El arte en el futuro fue un tema central durante los ochenta y esta experimentando un serio regreso. Es interesante señalar que el así llamado arte del futuro es tanto una forma terrorista de cambiar la sociedad ? arte como un medio de mover a las masas y controlarlas ? como una expresión última de libertad contra los estados totalitarios. En la línea, recién lanzada, "Musées, des mondes énigmatiques" (Museos, mundos enigmáticos), la mayor parte de los relatos describen a fugitivos de otro mundo buscando refugio en un museo. Algunos son atrapados y destruidos, algunos reciben ayuda de otros refugiados. Casi ningún personaje se interesa en el arte por si mismo. Como una posible metáfora de la cf francesa actual es bastante inquietante.

Como el ?territorio experimental de la carne?, el tema probablemente esta relacionado con el surrealismo - Dalí, por ejemplo, es famoso por su estatua de la Venus de Milo con cajones. Ya que la ciencia ficción es considerada a menudo como una literatura de metamorfosis, ¡jugar con la idea de reconstruir artísticamente nuestro cuerpo es una tendencia natural! Uno debe notar que este reconstrucción corporal es realizada a menudo por razones artísticas sin el uso de biotecnología o dispositivos científicos.

Debo añadir que la mayor parte de los autores franceses de cf no son científicos ? Soy una de las pocas excepciones ? ni están particularmente interesados en la ciencia (al menos en la ciencia más profunda)

4) Algunas trayectorias personales

Con la excepción de algunos movimientos literarios bien identificados mencionados anteriormente, cuyo impacto fue limitado, la cf francesa se compone principalmente de individualistas con trayectorias muy diferentes.

Serge Brussolo apareció a principio de los ochenta y comenzó a producir cuatro o cinco novelas al año con un estrilo muy surrealista. Se hizo muy popular y diversificó su producción a la novela histórica y el thriller usando varios seudónimos. En sus novelas puede encontrar gatos albinos vendidos de forma conjunta con un lote de colores lavables para pintarlos como quiera, océanos sustituidos por millones de enanos que viven en el fango, y que transportan a los barcos a cambio de comida. Pro supuesto, de vez en cuando se reproducen y tienes oleadas de enanos que quieren conquistar nuevos territorios. Pero los guardacostas tiene ametralladoras?

Y en los noventa, mencionaremos:

Ayerdhal ? un psudonimo ? es principalmente conocido por sus space operas ploíticas con intrigas complejas e interesantes personajes femeninos. Serge Lehman, un estilista con un buen sentido de la maravilla, comenzó su épica ?Historia del futuro? a principios de los noventa. Pierre Bordage es nuestro especialista en sagas y un best-seller ya desde su primera trilogía. Richard Canal, que vive en Africa, esta tratando de integrar mainstream y cf en un futuro dominado por una sociedad a la africana. Roland C. Wagner, que apareció a principios de los ochenta, encuentra su inspiración en el rock'n roll y en la descripción humorística de sociedades extraterrestres ? Ha ganado la mayor parte de los Premios de CF franceses en 1999. Laurent Genefort ? cumplió los treinta el año pasado y ya ha publicado una docena de novelas ? es famoso por la creación de ambientes extraterrestres y extraños planetas.

Y esta surgiendo una nueva generación de autores que mezclan cf, fantasía., steampunk: David Calvo ? su libros están en algún lugar entre Peter Pan y los límites de la locura -, Fabrice Colin, Laurent Kloetzer y muchos, muchos otros.

5) Recien llegados del mainstream: Osmosis y mimetismo

Un último punto: parece que la ciencia ficción esta siendo lentamente aceptada socialmente, al menos por algunos miembros de la literatura general. Durante los últimos tres años, un puñado de novelas cercanas a la cf ha sido editadas en grandes editoriales y algunas alcanzaron altos puestos en las listas de ventas. Una de las últimas "Les Particules Elémentaires" (Las partículas elementales) una novela de Michel Houellebecq ? fue un gran éxito y también un gran escándalo, debido parcialmente a su sexo explicito. Pero la mayor parte de los periodistas que lo entrevistaron fueron incapaces de entender que su libro era de ciencia ficción y tuvo que explicarles la CF. Con detalles.

¡Me alegra que no se viera a hacer los mismo con las escenas de sexo!

Traducción:Javier Romero

Compártelo:


delicious digg technorati yahoo meneame meneame meneame

 

Recomienda esta página a un amigo

Volver a la portada